10 maneras en que los mexicanos decimos que vamos a dormir

Los mexicanos somos creativos. Eso nadie lo duda.

Siempre nos las arreglamos para resolver cualquier problema. Si se rompe algo, lo pegamos aunque sea con un chicle. Si no sabemos cómo hacer algo, de todos modos decimos que sí y ya después nos inventamos algo.

Quizá por eso nuestra creatividad lingüística no es sorpresa. Nos gusta jugar con las palabras y dotarlas de nuevos significados.

A propósito de septiembre, el mes patrio, recopilamos todas las formas en que los mexicanos decimos que ya es hora de dormir.

1. “Me voy a echar un coyotito”

Normalmente esta frase se utiliza para referirse a las siestas. Después del mal del puerco, un coyotito. Y tiene sentido, ya que los coyotes –de origen mexicano, principalmente– duermen de día y cazan a sus presas de noche.

alt

2. Hacer la meme

Se trata de la preparación previa para dormir. Así decía la Chilindrina en una canción terrible, pero pegajosa. Véanlo bajo su propio riesgo.

3. “Sin darme cuenta estaba cabeceando frente a la compu”.

Esta frase se refiere al típico acto de quedarse dormido en lugares públicos. Si sufres de esto a menudo, quizá es momento de cambiar tu colchón. Esto no es algo muy bonito, pero la mayoría de los mexicanos pasa más de dos horas diarias en el transporte para llegar al trabajo, por lo que sacrifican horas de sueño. Según cifras de la Clínica de Trastornos del Sueño de la Universidad Nacional Autónoma de México, 45% de los mexicanos padece algún trastorno del sueño.

4. Planchar oreja

Si duermes de lado, tu cabeza recae siempre sobre una de tus orejas. De ahí que le llamen "planchar". Esto es lo que pasa, uses o no almohada.

alt

5. "Me voy a jetear"

¿No tienes nada qué hacer o estás aburrido? Mejor vete a dormir, o mejor dicho, a jetear.

6. A mimir/momir

A veces nos da por hablar como niños chiquitos. Aunque hay un gigante en la mitología escandinava que lleva ese nombre y era sabio. De hecho, dormir bien ayuda a mejorar la memoria y aumentar la creatividad. El científico

7. Ir a los brazos de Morfeo

Si estás leyendo esto y eres extranjero, quizá piensas que alguien irá a dormir con su nuevo novio Morfeo. En realidad es la deidad de los sueños de los griegos.

alt

8. Echar un sueñito

Esta se entiende fácil. Es una siesta breve, pero reparadora. Aunque lo curioso es que una vez que nos quedamos dormidos, el primer sueño ocurre después de una hora.

9. De cucharita

El clásico de clásicos de dormir en pareja. Algunos odian esta posición porque se acaloran, a otros les encanta. Dicen que dormir en esta posición refleja el cuidado que pones a la persona que comparte el colchón contigo.

10. Una pestañita

Esta es otra forma de referirse a las siestas. Quizá porque es lo único que se ve de tu carita preciosa mientras duermes.

alt

¿Nos faltó alguna? Escríbela en los comentarios.

Ilustraciones: Kaori Hayama

Relacionado: ¿Cómo duermen los mexicanos?

Comentarios